Rutas urbanas y alimentadoras del Sistema Integrado de Transporte colapsadas, largas filas para ingresar a la estación Molinos de Transmilenio, ausencia de techo en paraderos para refugiarse de la lluvia y largas caminatas para acceder a rutas alimentadoras; es lo que viven a diario habitantes de la localidad Rafael Uribe Uribe.

Para buscar solución a estas problemáticas, el concejal Hosman Martínez junto al líder Carlos Saucedo convocaron al equipo de Transmilenio encargado de regular las frecuencias y los recorridos de las rutas de transporte integradas en la localidad.

Hosman Martínez TM 500

Desde las 5:30 de la mañana el equipo de Transmilenio, la comunidad y el cabildante fueron testigos de los retrasos de las frecuencias, paraderos inaugurados por el Alcalde Gustavo Petro que en la actualidad no prestan servicio y largos desplazamientos que ponen en riesgo la seguridad de los habitantes.

Razón por la que los gestores de Transmilenio se comprometieron a ampliar el recorrido de la ruta Molinos hasta el paradero la `Piedra del Amor` ubicada en la parte alta de la localidad y zona fronteriza con San Cristóbal.

Además, en los próximos días se llevará a cabo una mesa de trabajo en el Concejo de Bogotá, para conocer la operatividad del Sistema Integrado de Transporte y plantear soluciones a corto plazo que permitan mejorar la movilidad y garantizar la seguridad de todos  los ciudadanos.

⚠ Denuncia aquí